VICEMINISTRO AFIRMA QUE LA INDUSTRIA NACIONAL YA ES CAPAZ DE COMPETIR CON LOS PRODUCTOS CHINOS

Jaime Durán, viceministro de Presupuesto. Foto: Los Tiempos

 

El viceministro de Presupuesto y Contabilidad Fiscal, Jaime Durán, afirmó que las medidas anticontrabando que viene ejecutando el gobierno han favorecido a la dinamización de la industria nacional que ahora es capaz incluso de competir con los productos chinos.

Las medidas contra el contrabando han “permitido que tengamos una industria muy dinámica, solo para dar un ejemplo, la industria de zapatos ha tenido una dinamización importante en Bolivia, porque la industria nacional ya es capaz de competir incluso con los productos chinos”, manifestó Durán en entrevista con Anoticiando de ATB.  

De esta manera la autoridad explicó que el sector de los micros y pequeños empresarios están en condiciones de pagar el segundo aguinaldo oficializado el miércoles por el presidente Evo Morales. 

Durán dijo que según las estimaciones, el contrabando genera una pérdida de alrededor de 500 millones de dólares al año, monto que habría caído a la mitad, ya que en mayo de 2017 el Primer Mandatario indicó que Bolivia pierde 1.000 millones de dólares al año por efectos de la actividad ilícita.

La autoridad también argumentó que la estructura del consumo de los trabajadores, según estudios realizados por el Ministerio de Economía, se dirige más a productos nacionales y “esto nos muestra con absoluta claridad que este beneficio (segundo aguinaldo), aún cuando tengamos este problema del contrabando, que es muy real, en su mayor parte va a contribuir a la industria nacional”.

El presidente de la Confederación Nacional de Micro y Pequeños Empresarios (Conamype), Néstor Conde, se extrañó de los datos de Durán y subrayó que se trata de una “mentira”, ya que el contrabando, según dijo, les sigue afectando como antes y no tienen capacidad de competir con los productos chinos.

Indicó que una muestra de lo mal que está la industria nacional se aprecia en los escaparates de las tiendas y supermercados donde el 70% son productos chinos, el resto brasileños y de otros países y solo un mínimo margen para la producción nacional.

Durán remarcó que siempre reclama al sector por estadísticas para tener afirmaciones más claras, y citó que según la base de Fudempresa las unidades siguen aumentando: en este año pasaron de 295 mil empresas, en enero, a 308 mil a julio.

/ANF/