RUSIA 2018: NUEVO ORDEN MUNDIAL

La imagen de Neymar en el piso (por casi veinte minutos en total en el pasto de los hermosos estadios rusos) simboliza la debacle del fútbol Latinoamericano. Ni siquiera Uruguay, quien tenía no sólo al Maestro Tavárez, de lejos el mejor DT de selecciones sudamericanas de los últimos años, pudo con “les Bleus” del Capitán del equipo campeón del mundo Francia 98, Didier Deschamps. Francia hizo el más uruguayo de los partidos que jugó en su historia para ganar a la Celeste en su propio juego: balones aéreos y pelear cada dividida hasta el final, con Griezmann metiendo el gol mientras tomaba mate uruguayo que sus compañeros del Atlético de Madrid, Godín y Gimenez le traen de Montevideo. En Londres, los hinchas corean “It’s coming home”, indicando que la Copa del Mundo que ganaron por última vez en 1966, volverá a casa con esta selección de jóvenes talentos liderada por el goleador Kane. Los “Tres Leones” al fin tienen un buen portero que encima tapa los penales. Jordan Pickford, joven portero del Evertón de la Premier Inglés, ha sorprendido por su gran actuación a pesar de que no viene de uno de los llamados “grandes” de la liga inglesa contrariamente a la mayoría de sus compañeros. Pickford tiene 24 años y es uno de los “veteranos” de los ingleses. Un dato importante: eliminada Alemania, la selección inglesa es aquella de los equipos Campeones del Mundo que cuenta con el mayor número de jugadores de su propia liga.

En Bruselas reina la euforia por la epopeya de “Les Diables Rouges”, este infernal conjunto rojo que uniendo los colores de su sociedad al mejor estilo Benetton ha demostrado una unidad de juego y disciplina táctica impresionante. Una cifra para tener en cuenta: 9.35 segundos. Es el tiempo que le toma a Bélgica marcar el 3-2 a Japón en el último segundo del partido con el que dan la vuelta al vibrante desafío Samurai, sin contar el baile al Brasil de Tité. Japón salió con nota alta en este Mundial y demuestra que su trabajo constante, el orden que muestran tanto los limpios hinchas como un equipo noble que dejó brillando el vestuario del estadio con una nota en ruso que decía “Gracias”, seguirá animando los Mundiales y el fútbol al mejor estilo de la querida Manga de los Super Campeones.

 

los4.jpg

Croacia tuvo que pasar por una formidable selección de Rusia, que dio pelea hasta cuartos. Los Rusos, puesto 70 del ranking FIFA antes del Mundial (cerca al puesto de Bolivia) y perdedores de primera fase en todos los Apostadores de Londres, demostraron un fútbol agresivo cuando el rival le permitía (Egipto o Arabia Saudita) y un “Catenaccio” al mejor estilo de la ausente “Azurra” cuando le tocó lidiar con las superpotencias española y croata. De este elenco resalta un nombre Igor Akiféev. El brillante portero de la selección afitriona y del CSKA de Moscú hizo honor al personaje del afiche oficial del Mundial Rusia 2018, el portero de porteros, Lev Yashín, el máximo exponente del puesto en la historia del fútbol, mejor conocido como Araña Negra. En cuanto a Croacia, liderada por Modrič, al ariete “Merengue”, tienen a su mejor generación desde Francia 1998 y es por eso que repiten semi-finales nuevamente.

Con ello, tenemos a los cuatro finalistas, (o como dijo Gary Lineker…”¡Bienvenidos a la Eurocopa!”). Así es que el fútbol mundial tiene su nuevo orden. Equipos compactos sin individualidades excluyentes, conjuntos efectivos que marcan y defienden en bloque, selecciones que adaptan su estilo de juego al rival. Atrás quedaron los esquemas de hacer 1,500 pases en un partido (Alemania y España) y definitivamente borradas del mapa las selecciones “que juegan para la estrella” (Argentina, Brasil, Colombia, Perú y el Portugal de CR7). Por si fuera poco los hinchas de nuestra región dejaron una imagen catastrófica ya que con las redes sociales ya no se puede barrer “la viveza criolla” bajo la alfombra. La nota grotesca siendo la de un descontrolado Maradona que fue despojado con toda justica de su inmerecido título de “Embajador de la Fifa” luego de la vergonzosa actitud en el partido contra la Selección de Nigeria.

Parece haber llegado un Nuevo Orden Mundial del fútbol con mucha sangre nueva. El VAR ha sido un elemento interesante, y aunque es imperfecto, ha evitado muchas injusticias durante el Mundial siendo un avance necesario para el fútbol. Finalmente puede darse con los casos de Bélgica o Croacia, que una nueva selección se lleva la Copa del Mundo por primera vez en su historia a casa, salvo que el “It’s coming home” de los hinchas de Londres la haga regresar a Inglaterra, la cuna del fútbol…o que el genial Mbappé se la lleve corriendo a toda velocidad a la Ciudad Luz.

URGENTE.BO