RADIO CENTRO  1.420 A.M.

5 FEBRERO 1964

RADIO CENTRO es una muestra de la lucha contra la adversidad, de la exitosa manera de aprovechar el viento a favor, pero ante todo de la entrega de ese grupo humano, que decidió llevar adelante el proyecto de ofrecer a Cochabamba una nueva estación radial.

El emprendimiento, fue el resultado de la iniciativa y decisión de hombres como Hugo Maldonado, que ya tuvo una experiencia similar con Radio Cochabamba, que fundó, José Oropeza de los Llanos, Ramiro “Patato” Mendez. Victor Aguilar Dorado y Antonio Torrico.

En los hechos el génesis de este medio de comunicación, se remonta al segundo semestre de 1964, cuando se concreta el plan, iniciando los trámites de licencia, ante la Dirección de Telecomunicaciones.

INICIATIVA ANTES QUE CAPITAL

En tanto aguardaban la autorización, los socios se dieron a la tarea de dotar a la radioemisora de las condiciones técnicas, físicas y administrativas, para comenzar a funcionar, ni bien se hubiese cumplido la formalidad ante  la Dirección de Telecomunicaciones.

El primer estudio, fue montado en la calle Santibáñez entre Nataniel Aguirre y Ayacucho. Un equipo de radioaficionados, alquilado, fue adaptado como transmisor, en tanto que los estudios cobraron forma con el aporte de máquinas de escribir, mobiliario y otros artefactos por parte de los entusiastas socios.

Una anécdota: los vidrios empleados para la división de los ambientes de operadores y locutores, eran de la misma procedencia que el empleado en el fanal del Santo Sepulcro, obsequio de la esposa del Rey del Estaño. El dueño de la vidriería a la que se encargó el trabajo, lo mantuvo guardado por muchos años, hasta que vio por conveniente utilizarlo.

 LA HORA DE LA VERDAD

Cumplidas las formalidades y culminada la fase de instalación de la cabina de transmisión, sala de grabación y montada la “Sala de Prensa”, esta última toda una novedad, pues era una pauta de que la información tendría sitio privilegiado en la programación.

Se vio por conveniente iniciar actividades el 4 de febrero de 1964. A las 20 horas, irrumpiría en el éter, el espacio radial, una nueva señal, la de RADIO CENTRO y una característica musical fue elegida, para tan especial momento e identificarla: Exodo.

Tal cual había sido establecido, en hora y fecha fijada, en los hogares cochabambinos, comenzó a escucharse: “EXODO”. Tan vibrante y emocionante, como ese: “BUENAS NOCHES RADIOYENTES. INICIAMOS NUESTRAS TRANSMISIONES a cargo de MilivoyEterovicMatenda y Ramiro “Patato” Méndez.

ANTE LA ADVERSIDAD VALOR

A los 4 meses de iniciar  sus emisiones, RADIO CENTRO es  clausurada y se le suspende la licencia provisional. Fue en el gobierno de Victor Paz Estensoro, debido al ejercicio de la libertad de prensa y opinión, que hizo gala desde sus inicios y es aún norma en esta casa radial.

Ante la adversidad: el valor, de ese modo actuaron los socios y trabajadores de la joven estación radial, convencidos de que era necesario defender a ultranza el proyecto y fuentes de trabajo, ante una acción eminentemente política.

Optaron por la huelga de hambre, considerada una medida histórica, debido a que logró el apoyo de las principales instituciones cochabambinas, la población y personalidades de la época.

Monseñor Walter Rosales, logró que el entonces vicepresidente, René Barrientos Ortuño, visite el piquete de huelga y se comprometa a revertir la decisión gubernamental, compromiso que se efectivizo volviendo CENTRO a funcionar.

Otro pasaje, demostrativo de la intolerancia, se registró en 1969 cuando desconocidos, dinamitan la antena de transmisión de la emisora, dejándola fuera del éter, oportunidad en que se evidenció que CENTRO había llegado para quedarse y vencer toda adversidad. Pronto se superó el problema y volvió la señal.

COMPROMISO CON COCHABAMBA

En esta retrospectiva, resalta el compromiso de RADIO CENTRO, con el progreso de la región, impulsando activamente proyectos que como el despegue económico, la defensa de los recursos naturales, Misicuni, el paradigma del desarrollo agropecuario, salud, educación o el rescate del carnaval.

A la par de la popularidad que logró, se desarrollaron actividades de gran impacto social, como la ayuda prestada en la década de los 60 a las víctimas de las inundaciones en el sector de Jaihuayco, labor que se concretó con la ayuda del Ejército.

Con la logística prestada por efectivos militares, se organizó la distribución de juguetes, estableciendo la efectividad de la relación: CENTRO-EJERCITO.

Se organizaron competencias de cochecitos sin motor, automovilísticas y deportivas, con fines benéficos y de solaz esparcimiento. CENTRO, marcaba y marca el pulso de los cochabambinos, de sus preferencia, pero ante todo resume sus sentimientos.

Y eso también tiene que ver mucho con la construcción de nuestro queridísimo Cristo de la Concordia, donde Radio Centro tuvo un espacio muy importante.

CORSO DE CARNAVAL

Las expresiones carnavaleras de Cochabamba, habían mermado hasta mediados de la década de los 70, cuando María Luisa de la Flor  y Fernando Ramirez, transmiten una coronación bufa, en la Escuela de Sargento.

Fue en el carnaval de 1974, cuando ambos profesionales, hablan de la posibilidad de llevar adelante una entrada que cuente con la participación de efectivos militares, lo que finalmente se materializa, luego de una reunión en Centro. Dicha reunión estuvo comandada por José “chechi” Nogales y otros trabajadores de la empresa

En 1975, la Escuela de Clases, preparara un carro alegórico y sus miembros se disfrazan, marcando el inicio de la presencia militar en este tipo de manifestaciones, que bajo el patrocinio e iniciativa radial, cobraron fama nacional.

NUESTROS LOGROS Y DESAFIOS

Para nadie es desconocido que Radio Centro siempre ha sido parte de las más grandes transformaciones en el departamento, apoyando sin ningún interés a cuanta iniciativa se presentase. Esto ha hecho que seamos parte de la historia viva de Cochabamba. Sin embargo, no nos quedamos con la historia sino que visualizamos nuestro futuro con fe y optimismo.

Hoy por hoy, somos parte de un grupo consolidado de emisoras que diariamente tiene una oferta variada para distintos segmentos, que genera fuentes de trabajo y lucha por afianzarse a nivel nacional.

La actual coyuntura nos presenta nuevos retos y desafíos, los cuales los afrontamos con la esperanza de seguir los pasos dados en estos 53 años de vida.

La tecnología es ahora una gran aliada, que con el uso adecuado e inversiones importantes podemos lograr mejorar aún más la calidad de nuestras transmisiones.

Hay mucho por hacer por lo que nuestro compromiso se mantiene incólume como sucedió desde un principio.